martes, 23 de diciembre de 2008

Estoy triste, pero aún así quiero regalos.

La esme se portó bien este año, por eso Santa tiene que ser benévolo.

Querido Santa.

Me porté bien este año, no le jalé las greñas a ésos que odio -tú ya sabes quiénes son- y no los miré con los ojos de pistola que me cargo cuando me enojo. Trabajé mucho, mucho, mucho. Salí con mis amigos pero no hice nada malo, -claro que aquí tendríamos una gran dilucidación respecto a lo que es malo y bueno, y en eso no me meto- me fue bien en la escuela, no reprobé ninguna materia. Así que aquí va mi lista de regalos.

1. After dark de Murakami
2. Malacara de Fadanelli
3. Destino. La morgue de James Ellroy
4. Una lap top Dell o Vaio
5. El asesinato del sábado por la mañana de Batya Gur
6. Una pijama
7. 3 pares de calcetines
8. Una blusa negra de cuello de tortuga
9. La compilación de Dead can dance
10. Un disco de belbel Gilberto.
11. Amaneceres con sol todo el año.
12. Una escoba para barrer la sal de mi sala.
13. Insomnio para no tener ojeras tan grandes
14. No arrugarme tanto este año
15. No sufrir depresión en mi cumple 31.
16. Olvidarme por completo de él y mirarlo sin que se hunda el piso y la garganta se haga piedra.
17. .....umm....... umm.....

Amigos no te pido, tengo muchos y sé que me quieren y yo los quiero mucho. Pero si quieres que conozca más gente, ok. estoy de acuerdo.

Ves, Santa, me porté muy bien este año, no peleé con nadie, y prometo no hacerlo el próximo año.

También prometo dejarte tus galletas al lado del árbol.


P.D. Puedo pedir regalos para mis amigos?
Las vacaciones llegaron. Mi cuerpo pedía que llegara diciembre para descansar, pero la mente y los fantasmas de la imaginación se resistían. Diciembre ya está aquí y yo no quiero hacer nada. Canto una canción navideña para engañarme y creer que la felicidad se logra en un día.
Ya no escuela, no clses, sí presentaciones, pero la carga ya no es tanta.
Entonces, por qué el sillón me jala?

Es navidad, todo es rojo y nada se justifica.

lunes, 15 de diciembre de 2008

Ganadores de los
Premios Estatales de Literatura 2008
CUENTO

Obra ganadora: "Tu casa es mi casa"

Autor: Nylsa Martínez Morón

Jurado: Mauricio Bares, Alberto Chimal y Guillermo Samperio

POESÍA

Obra ganadora: "Civilización"

Autor: Gabriel Trujillo Muñoz

Jurado: José Vicente Anaya, Antonio Deltoro y Ernesto Lumbreras


NOVELA
Obra ganadora: "Ficción barata",

Autor: José Juan Aboytia

Jurado: Hernán Lara Zavala, Eduardo Antonio Parra y Arturo Trejo Villafuerte


DRAMATURGIA
Obra ganadora: "Yonke humano",

Autor: Gerardo Navarro
Jurado: David Olguín, Fernando Muñoz Castillo y Noé Morales Muñoz


ENSAYO
Obra ganadora: "Pasiones fronterizas: dos mo(nu)mentos de la literatura bajacaliforniana",

Autor: Gabriel Trujillo Muñoz
Jurado: David Martín del Campo, María Rivera y Jorge H. Hernández


PERIODISMO CULTURAL
Obra ganadora: "Flor caníbal: quince atisbos de un arte capaz de consumirse a sí mismo",

Autor: Juan Carlos Reyna
Jurado: Humberto Musacchio, Juan Manuel Servín y Eve Gil

CUENTO PARA NIÑOS
Obra ganadora: "El perseguidor de sueños",

Autor: Esmeralda Ceballos
Jurado: Becky Rubinstein, Oscar Martínez Velez y Vivian Mansour


DRAMATURGIA PARA NIÑOS
Obra ganadora: "El círculo del 99",

Autor: Juan Carlos Rea
Jurado: Elena Guiochins, Luz Emilia Aguilar Zinser y Denisse Zúñiga

- - -
Además, el jurado decidió resaltar la calidad del trabajo de otras obras
y otorgó MENCION HONORIFICA a:

CUENTO

Obra: "Té",

Autor: Omar Pimienta

ENSAYO

Obra: "Escribir en el límite",

Autor: Mayra Luna


Y en CUENTO PARA NIÑOS se otorgaron dos Menciones Honoríficas:


Obra: "Magos, brujas y dragones",

Autor: Juan Carlos Rea

Obra: "El club de los aventureros dibujantes",

Autor: Juan Antonio Di Bella

domingo, 14 de diciembre de 2008

La Esme se ha ganado un premio. El premio estatal en cuento infantil!! No ganó en dramaturgia, pero sí en cuento.

La Esme... está feliz y quiere compartirlo con todos sus compas!! (la felicidad eh!) je je.

La Esme está nostálgica este domingo, está nublado y ha ganado un premio. Se lo entregan de manera pública y formal mañana.

La Esme manda un beso a Miriam, Abril, Ana, Gaby, Jenny, Omar, Granola, Rafa, Mónica, Melissa, Tambor, Victor Hugo, Lore, Sylvis, (el escarabajo, Sylvia) Kara, Héctor y Elma.


Beso pa todos.

jueves, 11 de diciembre de 2008

Estoy en la 35!!! La Altanoche 35!!! Gracias!!!

En el Berlin 77 despues de la lectura de poemas en el Imacum.

Despues de la noticia. Ya en Tijuana.


La genesis de mis cromosomas: mi madre.


Siempre he sabido que me parezco a mi madre, pero... chin!! En esta foto estoy igualita.

La foto es despues de la presentacion del proyecto de las morras. Fue el sabado 06 antes de salir corriendo a la casa del Omar a tomar unas chelas de barril, y de ahi para la FIL.











Con Liliana Blum, Sara Uribe, Martha Cerda y mi Patricia Rosas Lopategui en la FIL.

sábado, 6 de diciembre de 2008

La esme en la FIL.

domingo 07 de diciembre

Salón José Luis Martínez, planta alta, Expo Guadalajara

16:00 a 16:50
Yo quiero que haya mundo... Elena Garro 50 años de dramaturgia
Autora: Patricia Rosas Lopategui
Presenta: Martha Cerda, Esmeralda Ceballos
Editorial: Porrúa

jueves, 4 de diciembre de 2008

El semestre casi termina. En el muro las calificaciones comienzan a publicarse. No me fue tan bien este semestre, -lo supe desde el principio- el trabajo fue intenso, las alucinaciones y dilucidaciones, más. Estos meses ya no fueron de diez y de mantener el 9.6 de promedio. Los números están dejando de importarme. Estos meses crecí, me convertí en gente grande, bueno, a veces, y otras supe que esto de ser gente grande no es nada agradable. Pagar las cuentas, las responsabilidades, la chamba hasta morir, eso no es lindo.

Es final de año, de proyectos, de cosas...cosas. Me abrazo a mi hermano y me quedo ahí, hace mucho que no me sentía tan segura, tan querida. Mi hermano me mira y me da un beso. Tienes una vida linda, gorda. Nada más que no te has dado cuenta, me dice. Yo lo abrazo más.

------
Una terminó un ensayo que le quitó el sueño durante semanas. Un creador a la deriva: el super yo de Ibarguengoitia, y el maestro le puso 9. Una está contenta, Una saltaría de alegría si le hubieran puesto diez, pero así está bien. Una puede vivir felizmente con su 9.


-----
Una va a la FIL este fin de semana y tiene miedo. Mucho. Va a presentar Yo quiero que haya mundo... de Patricia Rosas Lopátegui. A Una, el domingo 07, a las cuatro de la tarde, le temblarán las piernas.

El sábado 6 de diciembre a las 5:00 p.m., la artista visual Jennifer Donovan y la escritora Gabriela Torres presentarán su proyecto Aprimotapiado, programa de talleres de libro de artista dirigidos a la comunidad de Primo Tapia en Rosarito, B.C. Interlocutoras: Jen Hofer y Myriam Moscona.A las 6:00 p.m., el colectivo interdisciplinario La Línea presentará El proyecto de las morras, programa de talleres de lectura y escritura para mujeres en proceso de rehabilitación por farmacodependencia. Interlocutores: Norma Iglesias, Roberto Castillo y Elsa Girón.Y a las 7:00 p.m. Víctor Clark Alfaro, titular del Centro Binacional de los Derechos Humanos, impartirá conferencista.

lunes, 1 de diciembre de 2008

!Ay de quien se enamore de una cicatriz! Jamás volverá a mirar el mundo con calma.

Guillermo Fadanelli

Noviembre se ha ido. Ayer fue su último día.
Bailé y bailé sonriendo, sólo sonriendo.

domingo, 30 de noviembre de 2008


Por fin, el último día del mes. Noviembre se pierde entre los baches y los arroyos del invierno.


La esme después de la lectura de poemas en Mexicali. Luego más fotos, luego, la crónica del viaje al Paso.


La esme está feliz, mañana entrega el ensayo de Un creador a la deriva: el super yo de Ibarguengoitia.


Adiós noviembre.

miércoles, 26 de noviembre de 2008

Otro de tregua

Recuerdas que hace diez años la neblina se tropezaba con nuestros pasos? Nos fuimos a tomar un café al ecléctico, escuchamos música y platicamos, por horas platicamos. Recuerdo que traías una camisa mostaza y una chamarra verde, (Esa que años después tirarías a la basura) recuerdas como me dolió que te deshicieras de ella?

Hoy amanecí con la memoria embarrada en las manos. No quise tocar nada, tuve que utilizar brazos y codos para vestirme, no pude ni siquiera mirarlas de reojo, sabía que la memoria estaba ahí, y que dificilmente se iría. De súbito aparecieron esos días fantasma.

Son diez años, me dije, antes de salir de casa y tomar el taxi.

Al llegar al centro, me paré en un puesto de bufandas, mis manos automáticamente se escondieron. Preferí no hacerles caso, no mirarlas. Pobres, ahora descansan bajo un par de guantes.

Ni modo, son diez años.

sábado, 22 de noviembre de 2008

Estoy dispuesta a hacer una tregua con el mes y prometerle un regalo a cambio de que desaparezca de su calendario los dias 21, 22, 11 y 19.

Dias fantasma. Noviembre es el mes de los muertos.

martes, 18 de noviembre de 2008

Una se cree gente grande al bajarse del avión. Las pupilas tiemblan. Agua detenida en las pestañas. Una lágrima empuja a otra. Es noviembre. Una no es la misma de hace meses.

martes, 11 de noviembre de 2008

El inicio?

La primera en llegar fue ella. Por más que replicó y expuso sus motivos, no pudo contra la mayoría. Todos habían votado por aquella ciudad mística, chamánica.

En cuanto bajó del avión, su cuerpo sufrió espasmos, y arrojó por la boca lo que había comido en los últimos dos días. El gusano todavía no se separaba por completo de la puerta. Pensó en regresar al avión o comprar un boleto de regreso.

Se había prometido nunca caminar sobre esa tierra negra, pero la ciudad representaba para ella, una prueba de resistencia. Sabía que la piel de sus adentros se quedaría pegada en cada uno de los puestos de las plazas de colores; no podría, como él, dormir en habitaciones que tuvieran mosquitero cubriendo la cama. No eran unas vacaciones pagadas. Aceptaría fundirse con el barro y no mirar atrás.

Una a una, sus siete maletas viajaron por el carrusel, pero ella no se atrevía a tocarlas, sus ojos las veían pasar, como quien se sienta en una piedra y ve pasar su vida.

-Tú debes ser Camila-, una mano dura sobre su hombro izquierdo, le impidió moverse.
!Felicidades, Doctor!

lunes, 10 de noviembre de 2008


La Esme estará en el Paso a partir del próximo miércoles. La invitaron a participar en el Encuentro Binacional de Teatro Contemporáneo. De ahí se pasa a la Muestra Nacional de Teatro en Cd. Juárez.
En diciembre: la FIL!

Domingo 07 de diciembre
Salón José Luis Martínez, planta alta, Expo Guadalajara
16:00 a 16:50.
Yo quiero que haya mundo... Elena Garro 50 años de dramaturgia
Autora: Patricia Rosas Lopategui
Presenta: Martha Cerda y Esmeralda Ceballos
Editorial: Porrúa
Presentaciones de libros

viernes, 7 de noviembre de 2008

Algo pasa. Hace dos noches: Liliana Blum. Ayer, Jorge Ortega.

--------------------------------------------------------------------------


Dormí con el canto que produce el viento cuando choca con los alambres, y con un ronquido, -que no es mío- ese ronquido que desde hace meses escucho por toda la casa. He buscado por todas partes su origen, busco a ése que ronca, a ése que duerme, pero el sonido se me escapa de oídos y manos en cuanto cruzo una puerta. Entro a la recámara y él vuela hacia el estudio, entro al estudio y se instala en la sala.

Paranoia.

Una disculpa, es noviembre y hace frío. Difícil es no perder la cordura.

miércoles, 5 de noviembre de 2008



La nueva cara de la Casa Blanca.

"Cuando repique la libertad y la dejemos repicar en cada aldea y en cada caserío, en cada estado y en cada ciudad, podremos acelerar la llegada del día cuando todos los negros y blancos, judíos y cristianos, protestantes y católicos, puedan unir sus manos y cantar las palabras del viejo espiritual negro: "¡Libres al fin! ¡Libres al fin! Gracias ¡somos libres al fin!"

Martin Luther King

A Obama le queda un país desbastado, en guerra y en crisis económica, ojalá y logre hacer algo.

!Duro golpe al racismo ja ja yeaaaaaaaaaaaaaaaaa!!!!!!!!! Se siente bonito, algo en el estomago, será esperanza?

martes, 4 de noviembre de 2008

Caminó con su vestido blanco hasta la orilla del puente. La brisa salina le penetraba la piel, sus ojos cruzaron la mirada del otro, preguntó que si estaba bien: no obtuvo respuesta. Sus pies en la orilla brillaban con las uñas rojas, ¿y el zapato? Sólo uno. Los rizos habían desaparecido, ya no peleaban con el viento, no sobre su espalda. Negro. Duela. Regreso. La cinta azul resbaló por su vestido: mala señal. Uñas rojas: espejo envinado de su piel; el líquido casi púrpura la trepó desde los tobillos hasta la boca, náuseas: no era él. Abrazo. Cuadros cubistas y mesas redondas sin mantel se burlaban y reían desprendidos de paredes y pisos. Su piel perdía el color carne, se envinaba. Corría. Malversada intentaba subir las escaleras, los pies se detenían. Silencio. No era él. Murmullo marítimo. El puente lejos. Caras conocidas volaban pendidas de alas. Oscilación perenne. A lo lejos él. Una cara. Abrazo. Otro. Su vestido escarlata cubría a las uñas ya blancas. ¿Las manos? Sólo un dedo que anulaba todo sentido. No era él. En la arena descansaba un corazón perforado, desnudo y sin memoria. A su lado: las balas.

-----------------------------------------------------------------------------------------------------------

Mi unicornio azul

Algo de nosotros se queda en los objetos y en los días…

Abril Castro

Así de fácil se deshace uno de las cosas, mi cenicero favorito se deshizo de mí, lo hizo hoy por la mañana. Resbaló de mis manos en un acto inconsciente. Seguramente ya estaba cansado de escuchar mi silencio o de oír el canto de mi pensamiento. O tal vez de mi boca-ceniza. Su consistencia quedó fragmentada en el piso de mi cocina. Tal vez estaba deprimido por las noticias que llegaba a contarle: hoy, tres muertos, hoy, cinco, Tijuana en el ENCIERRO. Se fue, con su color terracota y todo. No me dio tiempo de despedirme, se fue, así nomás, sin decirme nada. No le importaron los años, ni el viaje que emprendió Querétaro-Guanajuato-Tijuana conmigo. Prefirió descansar en el bote de la basura hecho pedazos y con mi nombre hecho humo.

También los objetos tienen libre albedrío.

-----------------------------------------------------------------------------------------------------------

Noviembre me quema los sentidos. El sol hace su tarea.

Hoy la lluvia.

lunes, 3 de noviembre de 2008



Pues sí. Fue su cumple y todo. Nosotras vestidas tal y cómo ella lo pidió. Cumplió sus añitos y lo festejó con nosotras. Sus ojos maravilla ríeron todo el tiempo.

!Felicidades mi maga!

Noviembre llegó. Do you remember? I do, I always do.
Un halloween sin halloween. Me dolieron mis sobrinos. Esta vez los disfraces sólo quedaron incrustados en imágenes frente al espejo. No pudieron salir a pedir dulces. Se les hizo piñata para evitar que lo resintieran, pero no fue suficiente. Con disfraz puesto, pero sin salir a tocar puertas no es halloween es una fiesta de disfraces, me dijo Joshua sentado en el sillón con su cara larga, larga. Lo saben, no podemos engañarlos, perciben que nosotros -su familia- también estamos asustados. Por primera vez en todo el año pensé en quedarme a dormir en la casa de mi madre. Tuve miedo, mucho. Tanto, que no salí a divertirme como en años anteriores. Mi madre me pidió que me quedara: tu carro no tiene placas, Esmeralda, ahora no sólo te tienes que cuidar de la policia o de verificación vehicular, también de los narcos, qué tal que piensan que eres de uno de sus enemigos y balean tu carro, no te van a decir: a ver señorita, bájele a su ventana, porque como trae vidrios polarizados no le vemos la cara. Me fui a casa dejando a mis sobrinos conscientes de una nueva realidad: la realidad de la violencia y encierro colectivo. Conscientes de estar enfrentando una nueva era donde la posibilidad de libertad es cada vez má pequeña.
Al cerrar la puerta, Erick, mi sobrino el más grande, me gritó: Cuándo terminas la escuela, tía? Cuándo nos vamos de Tijuana?
Escalofrío. La garganta, piedra.

viernes, 31 de octubre de 2008

Algo sobre la llegada del amero. No sé por cuanto tiempo estará en la red, seguramente no mucho.

Le das click a la página que está aquí abajito.

http://video.google.com/videoplay?docid=1954933468700958565&hl=es> >

martes, 28 de octubre de 2008

Volvemos los ojos hacia lo perdido
la ruina del invierno es un manto invisible y roto
no nos alcanzan los pasos para regresar
las calles son mapas ficticios, monedas sin valor
en los bordes, en las aceras, las hojas que se extravían
hunden sus nervaduras, su mórbida levedad
nada queda en pie, toda palabra es derrumbe
todo presagio es deshaucio
no en vano la furia erosionó predios
arrasó ciudades y tardes y conjuros
ahora estamos a orillas del simún
y las conversaciones de los árboles, a lo lejos
son sólo murmullos fatigados
fragmentos del otoño que se ha ido.
Era eso lo que quería decirte lo que no pude.

Lontano, Sara Uribe
Hoy la noche es espesa
el mundo descansa sobre violentas
paredes de mármol
decenas de patrullas rondan la ciudad.

Una ya no sabe a qué tenerle más miedo.

lunes, 27 de octubre de 2008

A él no lo hicieron de barro, lo hicieron de metal y olvidaron ponerle corazón.

martes, 21 de octubre de 2008


El jueves.


Presentación cancelada. Bueno, ella sí se presenta, nosotras, no. La autora prescindió de nuestra participación.

jueves, 16 de octubre de 2008

Hace días una amiga me habló muy enojada. Yo, -como siempre- no tuve mucho tiempo de escucharla, llevaba mucha prisa. Me dijo: Lee mi blog. Escribí algo que habla de tí. Eso fue hace dos semanas. Hace tres días volví a hablar con ella. Me pidió lo mismo.
Ya entré a su blog. Tomo prestadas sus palabras.

Ahora resulta

Parece que este es mi paño de lágrimas (quizá si lo es).
El sábado fuí a una reunión en la biblioteca para hacer mi servicio social y la chica (la cual no se su nombre) que nos dará la capacitación resultó que es teatrera, sí pues me ha dicho que tomó clases en la UABC. A ver a ver, qué pedo? yo conozco a todos los compañeros de la universidad y a ti nunca te he visto - le contesté- ella con un tono mamón me ha dicho que tomó clases con Fernando López Mateos, ah entonces tomas clases en LOFT, -NO- respondió... así fué la platica yo en algún momento le dije que estaba bien que a la gente le gustara el teatro y qué mejor tomarlo como hobbie a lo que ella muy tajantemente me dijo que el teatro era su vida que se quiere dedicar a eso, pero pues también quiere comer, yo le contesté que del teatro se puede comer, sólo hay que trabajar y muy duro y le puse de ejemplo a Esmeralda Ceballos o Raquel Presa quienes a pesar de la trayectoria están en la licenciatura como alumnas, vaya -me dijo- yo les puedo quitar su trabajo, lo que pasa es que no me pongo las pilas porque no las quiero dejar sin comer y sí he pensado en entrar a la licenciatura pero como maestra.
Ahora resulta que cualquiera que haya tomado cursos se cree capaz de tumbar el trabajo de quien ha picado piedra y ha logrado estar donde está, se cree capaz de dar clases a nivel licenciatura cuando mira el hecho teatral no como una forma de vida (que implica comer de ahí) sino como un look y además sin profesionalizarse. Estoy clara que una licenciatura nunca te dará la capacidad, la creatividad y mucho menos la profesionalización, pero la creación de una licenciatura en la UABC es el trabajo de muchos hacedores de teatro que nos heredaron ésto y que además de lo que hicieron y lograron, tenemos que superar, y cómo lo vamos a superar? con trabajo, con esfuerzo y disciplina. La Universidad Veracruzana no se hizo de un día para otro, la Escuela Nacional de Arte Teatral, El Centro Universitario de Teatro y la UNAM, entre otras, son esfuerzos de años en conjunto con alumnos, profesores y sociedad. Entonces cómo es posible que de la nada cree poder dar clases? No es en vano que mis compañeros y yo nos desvelemos, pasemos hambre, tensión, depresión y un sin fin de cosas para aprovechar lo mucho o poco que hay, para luchar por mejores opciones, maestros, libros y en general por una propuesta teatral.

Ahora resulta!

lunes, 13 de octubre de 2008

El silencio es el arte
de la quietud extrema,
el voto de autosuficiencia
que procura el vigilantede una noche sin sueño.
Alguien duerme a mi lado
desde hace media hora,
alguien cuya respiraciónes un eco ilimitadoen el brocal de mi cuerpo.
Prohibido replegarse:un corrimiento en falso
del talón bajo la sábana
podría perturbar a ese alguien
y estropear la balanza.
No olvidemos del reposo
su periferia sin escarpes,
su farallón de pesadez
nivelada con sueño frágil.
La movilidad es asíel sueño de todos los silencios,
la estatua reventadapor el chorro de la fuente.

Dormir acompañado, Jorge Ortega
Noviembre en la sala de espera. Octubre con el corazón abierto.

domingo, 12 de octubre de 2008

Llegué vestida de negro y con el cabello explotado por los vientos de santana. Ellas siempre tienen el cabello recogido en un chongo. Apenas me di cuenta. Me dolió ver que ni siquiera su cabello les pertenece. Al acostarse, el nudo en el cabello les impedía recostar la cabeza al raz del suelo. Se me hizo un nudo en el estómago, -ni modo, soy drama queen- pero lo guardé y seguí con la dinámica.

Nadie se pertenece, ni las morras del taller, ni mi familia. Lo constaté anoche, cuando en un party, soldados encapuchados registraron a todos los integrantes que comparten mi apellido. Estaban en el cumpleaños de mi tío y las camionetas repletas de uniformados voltearon la casa completamente. No encontraron nada. Al final se fueron, sin ni siquiera una disculpa. Ya no es lo mismo de antes. El miedo es efectivo.

Mientras mi familia padecía la negligencia, yo escogía en mi casa, el vestuario para mi obra de teatro navideña. !Qué inocencia!

Chingado...chingado...chingado. El mundo revuelto como los cajones de la casa de mi tío, y yo, luchando también con Freud y Adler para mi investigación de la materia del Yépez: el super yo de Ibargüengoitia.

jueves, 9 de octubre de 2008

Ya no sé ni cómo me llamo. Mucho trabajo, muchas tareas, muchos alumnos. Dónde meto la cabeza?

Me urge que sea diciembre.

jueves, 2 de octubre de 2008

Todos lo sabemos



“Se morirá por la república después,si es preciso, como se morirá por la independencia primero”.
José Marti
Hace cuarenta años exactamente, cientos de estudiantes se encontraban en la plaza de las Tres Culturas, abogaban por un cambio político en el país. Decenas fueron asesinados. Eso ya lo sabemos, pero lo que no nos preguntamos, es dónde está nuestro compromiso con la ciudad que nos acoge, la gente que miramos en las calles y los que desde ahora vamos a llamar nuestros muertos, los muertos de la ciudad, ya no aquellos que van tras el sueño americano, sino cualquiera.
Cuarenta años después seguimos teniendo muertos, al igual que gobierno y mandatarios corruptos. Por eso hoy, hoy que vi a estudiantes simulando pertenecer al Batallón Olimpia, se me hizo un nudo en la garganta, y por eso uno mi voz a la de Miriam y grito:

la calle es nuestra . la calle es nuestra . la calle es nuestra . la calle es nuestra




martes, 30 de septiembre de 2008


Desde hace tiempo ya, el colectivo La Línea, Miriam y yo, estamos trabajando en un proyecto de literatura con morras en un centro de rehabilitación. La idea nació por allá de abril o marzo, en una de nuestras tantas tertulias cafeteras, ésas, donde creemos que podemos arreglar el mundo.
Ahora, en septiembre, ya llevamos dos sesiones.

Esperamos que nos vaya bien en este viaje; nos asustamos al principio, pues sabemos que no somos psicólogas. Sólo pretendemos compartir lo que hemos disfrutado y conocido por medio de la literatura.

Si quieren saber más del proyecto, entren aquí.

www.elproyectodelasmorras.blogspot.com


De traje y todo, se veía muy guapo!!

viernes, 26 de septiembre de 2008

Sin dormir.
Así, hasta octubre.

martes, 23 de septiembre de 2008

Hoy me sentí como Dorothy en el Mago de Oz. El camino amarillo se deslizaba con mi carro a cuestas. Siempre ando corriendo, y casi nunca tengo tiempo de realizar actividades extras a las que ya tengo agendadas para el día. Hasta me siento ridícula al escribirlo, pero es cierto.

Llevé el carro a uno de esos car wash donde te lavan el carro en quince minutos.
Póngalo en neutral y no toque el volante, me dijeron. Y ahí voy, mejor dicho, ahí va mi carro.
Chorros de agua saliendo a alta presión mojaron mi carro, el lodo comenzó a deslizarse por las ventanas y la chúntara de mí, se inclinó para que no la mojaran. Ni modo, no pude evitarlo, fue mi primera reacción, creí que me iba a mojar, aunque las ventanas estuvieran cerradas.

El carro se resbalaba por los rieles amarillos, y los cepillos con mangos rosas daban cien vueltas por minuto. Las cerdas azules golpeaban mi carro, el agua salía por todos lados. Silencio. El mundo afuera. El limbo. Sólo el ruido de los cepillos gigantes sobre mi carro, y el agua. Otro mundo. Girando, todo girando, los cepillos, las cerdas, los rieles, el agua. Un ruido. Fuerte muy fuerte. Zum (En dónde está la mosca?). Viento. Mi carro vibra.

Ya estoy volando?

domingo, 14 de septiembre de 2008

Hoy duermo en otra ciudad, algunos la llaman ciudad estufa. Pero hoy no hizo tanto calor. Otra vez viajo para confirmar cosas que mi olfato no percibió. Cuando parara este vértigo que no deja en paz a mi estomago?

Escuchara el cielo que ya estoy cansada? Que he estado cansada desde hace meses. No quiero que me secuestre el suelo por miedo a quedarme ahí por semanas.

Escribo frente a una pared verde, con el run run del aire acondicionado a mi lado derecho y en una lap top que no me permite encontrarle los acentos. Voy a dormir en otra ciudad, una que no esta muy alejada de la mía, pero que es otra. Faltara mucho para que deje de sentirme extranjera en este cuerpo, en esta mente?

Ella dejo que durmiera en el sillón, no entendió el por que de mi insistencia; pero como le decía que aceptaba dormir en una casa que no fuera la mía, siempre y cuando se me permitiera dormir en el sillón.

Así sera de ahora en adelante? Los sillones me perseguirán? O soy yo la que los va a perseguir a ellos.

El sillón me mira con su piel roja y yo...le abro los brazos.

martes, 9 de septiembre de 2008

Miriam lo descubrió

Claro que Rose no amaba a Jack. Cómo está eso de: te amo Jack, pase lo que pase nunca me voy a rendir, te lo prometo, pero mientras tú estás en el agua: !Ni madre que me bajo de la tabla!

Conversación matutina y titánica en el patio de la casa de Miriam.

martes, 2 de septiembre de 2008

Agosto se fue y lo veo alejarse en imágenes de ojo de pescado. Me siento lejana de tantas cosas. O es el verano que casi muere, el que me recuerda que este año envejecí un poco?

Viaje 2. Jarra sin tapadera. Recordar el nombre lejano y reir mucho, mucho.
El pasado regresa y tiene nombre propio: me quiere ver hoy.

viernes, 29 de agosto de 2008

Va un poema de una compañera de lit. erótica


No se habla con la boca llena
de sangre blanca
tan llena.


Patricia Barraza, Poema oral

martes, 26 de agosto de 2008

Estoy empezando a disfrutar la soledad de mi casa. Ese llegar y saludarme a mí misma y al eco que dejan las hormigas cuando pasan. No, todavía no se han ido. Tampoco he querido matarlas, ellas solas dicidirán abandonarme cuando se termine el verano. Antes de que se vayan, les pondré un letrero: este hotel permanecerá cerrado el próximo verano. FAVOR DE NO REGRESAR.

Amo mi casa con sus paredes blancas y sus columnas rojas, donde el piso es mío, los sillones son míos, el refri es mío, la lavadora es mía. Me gusta dormir en el sillón, a veces lo hago por varias noches seguidas. En ocasiones, sólo entro a la recámara a vestirme, y me gusta, me gusta mucho.
La casa ya sólo me tiene a mí, y yo la tengo a ella. Estamos solas, pero nos acompañamos y nos queremos demasiado. Tanto, que a pesar de la vorágine, no he podido abandonarla. Muchas veces lo he pensado, pero no puedo, ella me detiene, la miro y me ruega que permanezca.

Cambié muchas cosas, y muchos muebles desde el inicio del extrañamiento; la casa ya se parece a mí, es una extensión del yo y sus emociones.

Hoy en la madrugada al levantarme para ir a la escuela, me dí cuenta que ya no extraño tanto como antes. Aunque suene a lugar común, es cierto: todo pasa...la tempestad y la calma. Y la tormenta está desapareciendo con agosto. Me había puesto nueve meses, uno por año. Mis años fueron nueve, y los meses: nueve. No lo logré, pero el camino que llevo recorrido es demasiado. Comienzo a disfrutar las cosas bonitas que me pasan. En estos nueve meses han sido muchas, tantas que durante semanas estuve asustada.

No extrañé el domingo. En la misa de mi abuela ni siquiera lloré. Pensé que iba a hacerlo. A ella la extraño y la extrañaré siempre. Pero ya no extraño, ya no, no tanto como antes.

Una nueva etapa. Una nueva vida. Un nuevo proceso, un nuevo semestre, ropa nueva, nuevo... todo.

viernes, 22 de agosto de 2008


Salud Elena!!!

Diez años hace ya de tu muerte. Prometo hablar de ti el domingo, en el aniversario luctuoso de mi abuela.

Se pusieron de acuerdo para encontrarse el mismo día?

De ella recuerdo la mirada, la comida y la suavidad de sus manos.

De ti?

Lo dicho... regresar es reinventarse. Hace años que leí Rayuela, hace muchos años. Pero hoy en la clase volví a analizar este capítulo. Maldita memoria, nunca pude recordar qué escribí la primera vez respecto al lenguaje glíglico.

Lo que sí recuerdo es que nunca soñé con ser la Maga.


Apenas él le amalaba el noema, a ella se le agolpaba el clémiso y caían en hidromurias, en salvajes ambonios, en sustalos exasperantes. Cada vez que él procuraba relamar las incopelusas, se enredaba en un grimado quejumbroso y tenía que envulsionarse de cara al nóvalo, sintiendo cómo poco a poco las arnillas se espejunaban, se iban apeltronando, reduplimiendo, hasta quedar tendido como el trimalciato de ergomanina al que se le han dejado caer unas fílulas de cariaconcia. Y sin embargo era apenas el principio, porque en un momento dado ella se tordulaba los hurgalios, consintiendo en que él aproximara suavemente su orfelunios. Apenas se entreplumaban, algo como un ulucordio los encrestoriaba, los extrayuxtaba y paramovía, de pronto era el clinón, las esterfurosa convulcante de las mátricas, la jadehollante embocapluvia del orgumio, los esproemios del merpasmo en una sobrehumítica agopausa. ¡Evohé! ¡Evohé! Volposados en la cresta del murelio, se sentía balparamar, perlinos y márulos. Temblaba el troc, se vencían las marioplumas, y todo se resolviraba en un profundo pínice, en niolamas de argutendidas gasas, en carinias casi crueles que los ordopenaban hasta el límite de las gunfias.


Cortazar, Rayuela. Capítulo 68
No sé por qué (bueno sí, pero eso me lo callo) había pensado en la biblia como génesis de la literatura erótica.

1:2 ¡Oh, si él me besara con besos de su boca!
Porque mejores son tus amores que el vino.
1:3 A más del olor de tus suaves ungüentos,
Tu nombre es como ungüento derramado;
Por eso las doncellas te aman.
1:4 Atráeme; en pos de ti correremos.
El rey me ha metido en sus cámaras;
Nos gozaremos y alegraremos en ti;
Nos acordaremos de tus amores más que del vino;
Con razón te aman.
1:5 Morena soy, oh hijas de Jerusalén, pero codiciable
Como las tiendas de Cedar, Como las cortinas de Salomón.
1:6 No reparéis en que soy morena, Porque el sol me miró.
Los hijos de mi madre se airaron contra mí; Me pusieron a guardar las viñas;
Y mi viña, que era mía, no guardé.
1:7 Hazme saber, oh tú a quien ama mi alma, Dónde apacientas, dónde sesteas al mediodía;
Pues ¿por qué había de estar yo como errante Junto a los rebaños de tus compañeros?
1:8 Si tú no lo sabes, oh hermosa entre las mujeres,
Ve, sigue las huellas del rebaño,
Y apacienta tus cabritas junto a las cabañas de los pastores.

Salomón, Cantar de los Cantares
De regreso a la escuela. Un nuevo ciclo comienza. Diría que estoy triste porque las vacaciones se terminaron, pero en realidad no tuve vacaciones. Deseo pasar tiempo en mi casa. Realizar viajes sin tener que abandonar mi cama.

Otra vez levantarme temprano y luchar por que el reloj se detenga siempre diez minutos antes de las siete. Sonreirle al maestro si me pasé 5 minutos del tiempo establecido, rogarle para que no me ponga retardo.
Al entrar al salón y verle las caras a mis compañeros, olvido que soy maestra y me reinvento.

El verano casi se acaba, espero que agosto termine cuanto antes y le abra la cara al otoño.

Ese recorrer de la lluvia sobre las ventanas con un buen libro en las manos y el café de cafetera.

Espero diciembre. Sólo espero, ya no falta mucho.

domingo, 17 de agosto de 2008

Lo prometido es deuda..



Las cosas llegan tarde pero siempre llegan.

viernes, 15 de agosto de 2008

"cuánto me debía el destino que contigo me pagó"

Este correo me alegró el día.
Un poco tarde la felicitación, pero besos miles a Omar Pimienta y a Sylvis Aguilar Z. Por la beca.
En la revista Casa del Tiempo se acaba de publicar un texto de la esme. Estoy contenta.

http://www.uam.mx/difusion/casadeltiempo/10_iv_ago_2008/index.php

miércoles, 13 de agosto de 2008

Euforia: Bella locura.

jueves, 24 de julio de 2008

Tenía mucho que no visitaba esa casa. Casi desde que mi abuela murió. Fui a lavar a mano -mi abuela siempre tuvo lavadero de cemento-. Hubo reclamos y sollozos por parte de Salvador Vega Martínez, mi abuelo.

Pensé que podía, pero no, no puedo escribir este texto.

Nada. Sólo Batman y lágrimas por la actuación de Heath Ledger y Gary Oldman.

Batman, sólo Batman.

miércoles, 16 de julio de 2008


Cada vez que me enfrento a un nuevo grupo de alumnos, me enamoro de alguien. No puedo evitarlo. En este momento estoy enamorada de casi ocho niños: son increíbles. Como también es increíble, estar correteándolos por todo el salón. Estoy dando tres campamentos de verano y estoy cansada, muy cansada. Al final del día me cuesta articular las palabras, mi garganta también se cansa, pobre, me mienta la madre a cada minuto.


Ya lo dije, me enamoro de alguien. Ahora estoy enamorada más que nunca, no quiero separarme de Esteban, ese guero de ojos de sapito sin pestañas, y con déficit de atención que tiene una inteligencia envidiable. Hace tres semanas le hablaba y no me hacía caso, ni siquiera me veía. Ahora trabaja, me escucha y contesta: sí, maestra, voy a hacer lo que usted me diga.


Hoy pasó algo que nunca me había sucedido -Y espero que no se repita jamás- Esteban casi se me ahoga. Me descuidé un poco y él se tragó una bala de plástico. Hoy los niños más grandes: José, Emilio y Andrés llevaron pistolas de juguete, de esas que utilizan balas de mentiritas, pero que lastiman de todas formas. Les dije que nada de violencia, y les decomisé las pistolas y el frasco transparente repleto de balas. Seguramente me odiaron.


Me descuidé y sacaron las balas del escondite. No me dí cuenta hasta que vi a Esteban tratando de vomitar la maldita bala naranja. Estaba rojo. Primero pensé que estaba jugando, pero no me contestaba, no podía respirar. Lo giré y comencé a presionarle el estomago, entre gritos pregunté que si alguien sabía qué se había comido y vi las balas regadas por el piso. Ni tiempo tuve de pensar, lo apreté y sentí su corazón palpitando desesperado. Le metí los dedos hasta la garganta, pero no encontré nada.


Le pedí agua a José y la trajo enseguida. Se la eché a Esteban en la boca y seguí apretando. Le pedí que tratara de respirar por la nariz, que me ayudara, que si respiraba por la nariz y el aire encontraba salida, íbamos por buen camino. Después de unos segundos de lucha, la bala salió volando de su garganta. Lo abracé fuerte, muy fuerte y comencé a llorar con él en mis brazos, él me abrazó con la fuerza de sus siete años. No lloró, pero su frente y espalda estaban empapadas. Mis manos temblaban, mucho, demasiado. Los demás niños estaban parados a mi alrededor mirándonos asustados. Andrés -el dueño de las balas- en un rincón, tenía los ojos llorosos.


Yo lloraba y Esteban me decía:

-estoy bien maestra, estoy bien, perdóneme maestra, perdóneme, voy a hacer lo que usted me diga.

-Pero por qué te la pusiste en la boca Esteban, si no es comida? El pollo se come, las verduras se comen, pero el plástico no.

-Pensé que era un chicle maestra, pero míreme, estoy bien.

-Pues sí, pero me asustaste.

-Perdóneme maestra.

-No tengo nada que perdonarte, eres un niño muy inteligente.

-Ya no tanto, un pedazo de la bala se me fue al cerebro.

-No Esteban, la bala la escupiste.

-Sí, pero un pedacito ahí se quedó y ya no voy a ser tan inteligente.

-Claro que vas a seguir siendo inteligente. Ese pedacito está en tu estomago y se va a deshacer con el tiempo.


Llamé a Andrés, pero no se movió de su lugar, el miedo lo tenía paralizado. Caminé hacia él con Esteban todavía en mis brazos, lo besé, y le dije que no se preocupara, que todo estaba bien. Andrés no dijo nada. Sólo abrazó a Esteban.


Yo quería correr al baño y seguir llorando, pero no pude, hice lo que creo que hacen las mamás: no despegar la mirada de todos y cada uno de los niños.


Las balas, siempre las malditas balas.

miércoles, 9 de julio de 2008


A veces tu ausencia forma parte de mi mirada,
mis manos contienen la lejanía de las tuyas
y el otoño es la única postura que mi frente puede tomar para
pensar en ti.

A veces te descubro en el rostro que no tuviste y en la
aparición que no merecías,
a veces es una calle al anochecer donde no habremos
ya de volver a citarnos,
mientras el tiempo transcurre entre un movimiento de
mi corazón y un movimiento de la noche.

A veces tu ausencia aparece lentamente en mi sonrisa igual
que una mancha de aceite en el agua,
y es la hora de encender ciertas luces
y caminar por la casa evitando el estallido de ciertos
rincones.

En tus ojos hay barcas amarradas, pero yo ya no habré de
soltarlas,
en tu pecho hubo tardes que al final del verano
todavía miré encenderse.

Y éstas son aún mis reuniones contigo,
el deshielo que en la noche
deshace tu máscara y la pierde.

El otoño recorre las islas, José Carlos Becerra
La palabra:
Musa huérfana de los labios que callan...
hoymiércolesnuevedejulioporlaprudenciamoriría.

sábado, 5 de julio de 2008

Cumple Abril

Dio gusto llegar al Dandy's y ver a Abril feliz, festejando su después de los 30. Verla rodeada de amigos, ver cuánta gente quiere a este pedacito de ser humano que alberga un gran corazón. La mayoría sólo íbamos a tomarnos una chela. Alegábamos que teníamos que trabajar al día siguiente, que nos teníamos que levantar temprano, que era jueves, etc.,
Pero la mayoría nos quedamos hasta el final.

Dio gusto hablar, reir, hablar, reir, hablar, reir.

Happy Birthday Abril. Este corazón te quiere y te quiere bien.
Hace una semana Una fue a un lugar que quería conocer desde hace años. No sé porque nunca se había aparecido por ahí. Estuvo casi 30 minutos y fueron suficientes para que saliera horneada, eufórica y feliz. Una reía de todo. Si se le derramaba la cerveza en la mano: reía. Si alguien la saludaba: reía. Si sus rizos se desacomodaban: reía.
Una conoció a dos meseros que trabajan en one of the most fancy places of the city y pasan sus noches libres en el innombrable lugar.
Una llegó al turis, se encontró a viejos amigos y conoció a unos nuevos. Un amigo le presentó a otro amigo que la hizo reir mientras el Tin Tan le limpiaba las botas. Una estaba feliz. El otro amigo le rogaba a Una que no se fuera. Una lo pensó, pero no se quedó: prefirió seguir recorriendo la noche. Una se enteró de cosas, muchas cosas.

Una llegó a su casa casi al amanecer, mareada, cansada, con un ojo cerrado y el otro semiabierto, cerró la puerta, prendió un cigarro y comenzó a leer un texto de Gertrude Stein en voz alta. Una se dijo: es el colmo, andas grave. Fue una noche de biografía. Pero al día siguiente, Una no se pudo levantar de su sillón.

El malestar fue casi sagrado.
El stress comenzó temprano esta mañana. El grupo de teatro infantil "Los Inteatrables" -mis alumnos- tuvieron presentación hoy en el festival de la ópera de la calle. El día comenzó a las 8 de la mañana. Como todo unos profesionales, puntuales llegaron a la cita. Estaban muy emocionados y yo: histérica. A Brianna se le olvidaron las sandalias, pero inmediatamente le llamó a su mamá para que se las trajera.
Metimos la escenografía con tirabuzón a mi querida windstar y nos fuimos al lugar. La función empezó una hora tarde. Cuando llegamos todavía estaban montando el escenario y yo como loca, busqué a uno de los organizadores y nada. Los micrófonos-diadema fallaron, las voces de los niños no se oían, yo, peleando con el pobre de Romeo que estaba en el sonido. Les quité las diademas a los niños y pedí los ambientales.
Pero ya resuelto el problema, les fue muy bien. Los niños ni se inmutaron, resolvieron todo a la perfección.
Me permito decirlo: esos niños son maravillosos.

jueves, 3 de julio de 2008

HAPPY BIRTHDAY PARA LA ABRILENNIN!!!!!

miércoles, 2 de julio de 2008

Nothing else matters.
Hace días que me duele la cabeza, he tenido que anestesiarla con paracetamol. Hoy mi cuerpo se siente agotado. Se supone que esta tarde termino de impartir el taller en la Ibero, pero estoy cansada, muy cansada. Tuve que sentar a mi cansancio y a mi responsabilidad, para ver si se ponían de acuerdo: quería reportarme enferma.
Decir: hoy su maestra se siente cansada de los días. Hoy su maestra no se va a presentar. Pero la responsabilidad le reclamó al cansancio. Yo sólo los oía discutir. No dije una sola palabra. Tal fue su disgusto, que decidieron subirse a un ring y pedirme que tocara la campana. Acepté, pero no pude mover un dedo, mi cuerpo estaba lacio.
Se golpearon hasta el cansancio. Pobres ilusos, golpe, tras golpe, esperaban escuchar un tilin, tilin que nunca llegó. El cansancio me pedía ayuda con los ojos llorosos, mientras la responsabilidad lo pateaba. Pensé en tirar la toalla. Pero era demasiado tarde: la responsabilidad había ganado. Desde la lona, mi cansancio derrotado me miró con reproche. Así que me levanté como pude y me fui a dar clases.

martes, 1 de julio de 2008

Los sucesos superan a los días y al deseo de escribir algo sobre algo. Miriam tiene razón, todos los días pasa ese algo que no tiene respuesta. Ese algo que nos quema la boca y aún así, ahí se queda.

lunes, 30 de junio de 2008

Despedida Literaria

Busqué en todos los estantes el libro que me pediste; mis dedos terminaron negros por la tinta de los libros y el polvo que se acuesta en ellos cada tres días. Me sentí envenenada: como en el Nombre de la Rosa. Revisé los anaqueles dos veces y no encontré el título. Por un momento pensé que me habías engañado, que jugabas con mi mente y tiempo, que sabías que no tenía ese libro, pero sin embargo, me lo habías pedido prestado. Hasta te atreviste a decir en qué librería lo había conseguido. Perdí toda la mañana buscando un libro de portada gris, editado por Planeta en 1977.

Me habría tardado menos, si mis ojos no hubieran espiado a Nietzche y Schopenhauer durante varios minutos. Me lavé para borrar el tapiz oscuro de mis manos y me di por vencida. Me engañaste: no se le puede prestar un libro a un muerto, como el libro de Árboles Petrificados: desapareciste hace tiempo.

jueves, 26 de junio de 2008

Hoy


PRESENTACIÓN LITERARIA
Con el dramaturgo Hugo Alfredo Hinojosa
Sala Audiovisual del ICBC, 19:00 horas
Presenta: Esmeralda Ceballos
Admisión libre

miércoles, 25 de junio de 2008

Hormiguero Ceballos


Mi casa tiene hormigas, llegan y se instalan en el piso cada verano. Sobre la loseta hay una línea negra de chiquilinas obreras. La fila oscura comienza en la cocina y termina en el resquicio de la puerta de la regadera. Qué buscan ahí? El olor dulce que se desprende de mi cuerpo cuando me baño? Malditas: Aprovecahron mi ausencia y se adueñaron del espacio.
Pude haberlo soportado todo: Brincar el puente hormiguero; sacudirme alguna de vez en cuando; comprender que son seres vivos que merecen un lugar en la tierra; todo, pude haberlo soportado todo. Pero esta mañana, la comezón en la cabeza me despertó. Las malditas hormigas se hospedaron en mi cabello, tal vez pensaron que era un bosque con olor a vainilla. Eso me pasa por tener el pelo chino.
Repito: Pude haberlo soportado todo. Hasta hacerme su compa y saludarlas al llegar a casa, pero que se atrevieran a romper las reglas de etiqueta, ya no me pareció.
Van a morir, les dije. Abrí las puertas del zinc, -ese pequeño espacio donde se guarda el cochinero para la limpieza- tomé el baygón y me lo eché en la cabeza.

Les apliqué mi ley del más fuerte y maté a las desgraciadas. Pero no fue fácil. Las nenitas son muy inteligentes; utilizaron mis rizos como lianas y comenzaron a saltar para salvarse del líquido venenoso. No miento: juro que hasta escuché los sonidos paralinguísticos producidos por su vértigo. Finalmente murieron. Algunas por el insecticida, otras por la caída y las más miedosas de un paro cardiaco.
Las hormigas tienen corazón? Tengo que ver Antz de nuevo.

Caminé sobre el cementerio de hormigas, tomé el recogedor y la escoba, barrí a las que hacían fila como si fueran a entrar a un concierto y las llevé hasta la esquina de la calle. Después de todo, ellas no tenían la culpa de nada.

jueves, 19 de junio de 2008



Ensenada: Foro del CEARTE
Viernes 20 de junio 8:00 pm

Mexicali: Foro del CEARTE
Sábado 21 de junio 8:00 pm

Los perdí hace dos días en un taxi. Camino a ciegas por los jardines tijuanenses. Todo es culpa de mi mecánico. No sé por qué todavía no me entrega mi camioneta.
El dolor es contemporáneo. Ni modo, lo meto a una maleta, tendrá que viajar conmigo a Mexicali y Ensenada. Me voy de gira con la obra Edipo Guey.

miércoles, 18 de junio de 2008


Este lánguido caer en brazos de una desconocida,
esta brutal tarea de pisotear mariposas y sombras y cadáveres;
este pensarse árbol, botella o chorro de alcohol,
huella de pie dormido, navaja verde o negra;
este instante durísimo en que una muchacha grita,
gesticula y sueña por una virtud que nunca fue la suya.

Todo esto no es sino la noche,
sino la noche grávida de sangre y leche
de niños que se asfixian,
de mujeres carbonizadas
y varones morenos de soledad
y misterioso, sofocante desgaste.

Sino la noche de la muchacha ebria
cuyos gritos de rabia y melancolía
me hirieron como el llanto purísimo
como las náuseas y el rencor,
como el abandono y la voz de las mendigas.

Lo triste es este llanto, amigos, hecho de vidrio molido
y fúnebres gardenias despedazadas en el umbral de las cantinas
llanto y sudor molidos, en que hombres desnudos, con sólo negra barba
y feas manos de miel se bañan sin angustia, sin tristeza:
llanto ebrio, lágrimas de claveles, de tabernas enmohecidas,
de la muchacha que se embriaga sin tedio ni pesadumbre,
de la muchacha que una noche
y era una santa noche me entregara su corazón derretido,
sus manos de agua caliente, césped, seda,
sus pensamientos tan parecidos a pájaros muertos,
sus torpes arrebatos de ternura,
su boca que sabía a taza mordida por dientes de borrachos,
su pecho suave como una mejilla con fiebre,
y sus brazos y piernas con tatuajes,
y su naciente tuberculosis,
y su dormido sexo de orquídea martirizada.

Ah, la muchacha ebria, la muchacha del sonreír estúpido
y la generosidad en la punta de los dedos,
la muchacha de la confiada, inefable ternura para un hombre,
como yo, escapado apenas de la violencia amorosa.

Este tierno recuerdo siempre será una lámpara frente a mis ojos,
una fecha sangrienta y abatida.

Efraín Huerta, La muchacha ebria.

viernes, 13 de junio de 2008

De regreso en Tijuana. Las vacaciones se terminaron en el momento en que nos subimos al avión. Maldito Aerocalifornia: no te ofrecen café. Llegamos a nuestra ciudad y sentimos el cambio de clima: directo al trabajo con todo y maletas. La ciudad no nos dio tregua.
Costó acostumbrarse a las calles y a las vacas surrealistas que nos saludaron con sus patas de colores.
Ayer, por fin, me sentí en casa, mi casa, nuestra casa: el Dandy´s. Marco y Sara llegaron de Tamaulipas con sus perros de agua. Tuvimos que ladrar para no ahogarnos. Me tomé tres cervezas al hilo y se me subieron rápidamente. Extrañé Hermo, allá no pasan esas cosas. El sol no deja que sientas las chelas, aunque tu estomago diga lo contrario.
Tijuana con su sonrisa nerviosa, cuerpo tenso y saludo tembloroso, me dio la bienvenida. Me fui sólo cinco días. Siento que ya no le pertenezco.

domingo, 8 de junio de 2008


La miriam. (Detrás de una gran mujer: el mar)


La Abrilenin y yo en los mares
















La mesa de escritoras chacas: Mara, Abril, Syilvis, Josefa y Gaby. Rosina y yo. (Abajo) Mi maestro, el Rober, guapo, guapo. El poncho (mi mejor maestro de historia) y la guapa Moni.








Ayer fue mi cumpleaños y estoy en donde debo estar: con mujeres a las que adoro. Ellas han aliviado mis tormentas los últimos meses. Me ayudaron a pintar mi casa y de paso, a mi memoria.
Recibo a los treinta en Hermosillo, leyendo historias inventadas en las horas de junio y sentada al lado de una de mis mejores amigas. El clima de la ciudad es el cierre de estas últimas semanas, días pesarosos, llenos de actividades que casi me desaparecen. Le digo adiós a los 29. Ya se fueron, los veo pasar por la ventana del hotel, todavía estoy anonadada.
Días de encuentros, lecturas, representaciones, viajes y lloradera intensa. Pero hoy, cierro la puerta. Debí volar papalotes.

Feliz cumpleaños a mí.

No quiero preguntar.

martes, 3 de junio de 2008

Todos los días pasa algo




Todos los días, desde hace seis meses, pasa algo, estoy contabilizando los sucesos. Me dicen que así es la vida de adulto. El próximo sábado es mi cumpleaños. Cumplo 30, 30, 30. No me asusto, no, no me asusto. Ya dije que no me asusto?
Me asustan los meses que llevo realizando una búsqueda ontológica, esa, la del: on toy? Los veintes se me escapan y no puedo alcanzarlos. Me siento como personaje Rulfiano en Cómala: todo "Sube o baja según se va o se viene. Para el que va, sube; para él que viene, baja." Total que vengo a mi vida y no me encuentro.
Me gustaría regresar a Mexicali, aunque no haya encuentro. Ese encuentro donde conocí a gente que de verdad es gente: Mauricio Bares, Oscar David, Minerva, Vuelvas, Balam. E ir acompañada de mi gente: los pilares del taller del poeta proxeneta. Abrazar a Elma y agradecerle la invitación. Regresar a Tijuana, terminar en un bar de tubo y tener platicas extensas con Hugo y Miriam, aunque haya cucarachas.
No sé a dónde meterme, tal vez en las faldas del personaje más libertino de Proust, o entre los cuentos de Serna...en fin, hoy me siento "arrojada al mundo" el existencialismo está a la orden del día, aunque Sartre, me diría: !Esto no es existencialismo Esmeralda! !son tonterías!.
Bueno, pues casi es mi cumpleaños, sólo espero no estar con este tipo de contradicciones y estupideces humanas cuando cumpla los 78 y, me muera de un paro cardiaco. Porque si sigo así, Gaby no me va a invitar a la ceremonia cuando se gane el "premio" y quiero ir, para llevar un paraguas rojo que me cubra de la lluvía, aunque después lo tenga que usar de bastón.

Estoy a punto cumplir treinta y cualquiera que cumpla esta edad, merece un poco de consideración. Eso justifica este texto.




miércoles, 14 de mayo de 2008

Cosas que, después de todo, no son tan difíciles de hacer:

Cargar un garrafón de agua -aunque tenga que usar las dos manos-
Poner un foco -aunque tenga que subirme a una silla y oler el vértigo-
Sacar los tambos de basura -aunque nuestro peso luche cuerpo a cuerpo-
Apagar mi lámpara de noche -aunque me despierte en la madrugada y la prenda de nuevo-
Dejar los trastes sucios -aunque sea un plato y una taza-
Hacer caldo tlalpeño con cien pesos -aunque alcance sólo para mí –
Añadir un lazo al tendedero -aunque quede flojo y la ropa casi arrastre-
Prender el boiler -auque el miedo me cierre los ojos-
Porque el miedo no es la ausencia de valor, sino el conocimiento de que hay algo más allá del miedo y, el boiler sea un dragón que de cuando en cuando, abre la boca y lanza resplandores que me queman las pestañas.
Cuando me lleve la Muerte
Dios me cerrará las puertas,
ofreceré dos monedas
como pago por mi existencia.
al cruzar el río
le guiñaré el ojo a la lujuria
ambas sabemos que el cielo penetra la tierra.

jueves, 8 de mayo de 2008

Mariana lloró el día de hoy. Lo hizo después de un ejercicio. Me sorprende que a sus diez años ya esté segura de que el teatro es su pasión. Adoro a mis grupos, en especial a éste. Pero me asustan - confían demasiado en mí- y la responsabilidad de ser su maestra, es demasiada.

Mariana me abrazó con la fuerza de sus diez años, me dio las gracias y dijo:

Dentro de unos años maestra, usted y yo compartiremos el escenario y al terminar la función, la voy a abrazar tal como lo estoy haciendo ahorita y le voy a decir al oído: por usted estoy aquí.

Ya no aguanté, las lágrimas se me salieron. Todos nos dimos un abrazo colectivo y nos dijimos cuánto placer nos genera vernos dos veces por semana.

Yo,

de espaldas

arrodillada

subiendo y bajando

sobre tu territorio

estremecida

descubierta

agitada.


Tú,

sobre tu espalda

mirando protegido

prominente

decúbito

prendido

mientras tomas la fotografía.

martes, 6 de mayo de 2008

descubrimiento


Something different, A dragon painting...

Ashley Wood
commercial illustrator, concept designer and comic book artist.
A veces tu ausencia forma parte de mi mirada,
mis manos contienen la lejanía de las tuyas
y el otoño es la única postura que mi frente puede tomar para pensar en ti.

A veces te descubro en el rostro que no tuviste y en la aparición que no merecías,
a veces es una calle al anochecer donde no habremos ya de volver a citarnos,
mientras el tiempo transcurre entre un movimiento de mi corazón y un movimiento de la noche.

A veces tu ausencia aparece lentamente en mi sonrisa igual que una mancha de aceite en el agua,
y es la hora de encender ciertas luces
y caminar por la casa
evitando el estallido de ciertos rincones.

En tus ojos hay barcas amarradas, pero yo ya no habré de soltarlas,
en tu pecho hubo tardes que al final del verano
todavía miré encenderse.

Y éstas son aún mis reuniones contigo,
el deshielo que en la noche
deshace tu máscara y la pierde.


José Carlos Becerra

lunes, 5 de mayo de 2008

La gaby



Al verla, Los años estuvieron a punto de correr, pero se enamoraron -como le pasa a quien la conoce- no pudieron evitarlo. Llegaron hasta ella y se instalaron en su cuerpo; en su nueva casa. La metamorfosis fue instantánea, el click perfecto.

!!Happy 26 baby!!

viernes, 2 de mayo de 2008

Dd´s

Amigos unos,
caras nuevas
otros
risas mutuas
ojos palabras
invitación al recuerdo

la pérdida de equilibrio llueve sobre los días

El mar llora ocasos naranjas.

martes, 29 de abril de 2008

Le pedí a Ángel que por favor fuera cordial y me trató como nadie. Hasta me dejó hacer yoga para relajarme -sin importar que hiciera el ridículo-. De vez en vez, me miraba con ojos sonrientes, sus dedos fueron suaves al tacto y puedo asegurar que, con cualquier otro, me hubiera dolido más. Aunque debo confesar que cuando se acercaba al vientre, mi cuerpo temblaba. Aún así, le agradezco lo limpio y cuidadoso.

Si quieres hacerlo otra vez, regresa. Me dijo al terminar.
Si se me antoja, lo haré sin pensarlo.

Salí feliz, adolorida, pero contenta. Me fui al cine a ver la película de la Kiaf, pero no me pude sentar; la piel me punzaba.

En fin...adolorida pero con tatuaje nuevo. Me adelanté un poco, lo pensaba como regalo de cumpleaños.
Luego pongo la foto.

Martes

Construyo recuerdos
borro memorias
hace meses
me duele la costilla.


Anoche soñé una historia redonda, completita. Era sobre un viejo indigente. Hasta me escuché decir: !Orale, esta historia está chida! Pero al despertar la había olvidado toda, redonda, completita.

Fin

Fin de semana pesado, muy pesado.
mi carro volando sin frenos por colinas vagas
la mano reaccionando al impulso
mente girando
Pared enfrente
Golpe seco
manos que sudan
dedos que llaman

Anoche: pesadilla
hoy: función

Esme

jueves, 24 de abril de 2008

Los Día Siete

El domingo pasado salí a comprar -como siempre- el periódico Frontera. Regularmente no me lo pierdo por la revista Día Siete. Este domingo salió un artículo de los 100 escritores menores de 31 años. Adoré a la revista cuando ví el nombre de un amigo al que estimo mucho: Omar Pimienta en el número 62. Ahí estaba el nombre del Omar y el de dos escritores Tijuanenses a los que admiro mucho por su pluma: Margarita Valencia Triana en el 89 y Juan Carlos Reyna como número 71.

Dormí contenta, muy contenta, por ellos, por mí y porque son Tijuanenses.

Por cierto... esa misma noche soñé con números: el 62, 71 y 82. Por qué será?

martes, 22 de abril de 2008

Hoy

Tres hombres sobre mi cama
cada uno con su historia.
Cuál me beberé esta noche?

Aniversario

Cinco meses es mucho tiempo.
Lo reconozco cuando me miro al espejo
y digo:
Esme ya te tienes que retocar los rayitos.

Límites Difusos









“Para mí, hogar es un experiencia efímera. Al no poseer propiedad alguna, siento curiosidad de saber […] cuáles son las reglas y las leyes que gobiernan mi cuerpo”

Iana Quesnell

El CECUT presenta este viernes 25 de abril a las 7:00pm dentro del programa de intervenciones EPHEMERAL, arte en muros (CECUT), el proyecto de Iana Quesnell, artista originaria de Tampa, Florida, quien actualmente reside en Tiiuana mientras estudia su maestría en artes, en la UCSD.


La rutina diaria de Iana transcurre entre diversos límites: desde los obvios –geopolíticos- hasta aquellos más sutiles -culturales, vivenciales-. Es un movimiento constante que necesita, en algún momento, asirse a un punto de referencia, a un equilibrio.

El trabajo de Quesnell devela un intento de pertenencia; es un ejercicio de apropiación. Sus dibujos son una especie de mapa autobiográfico, una otra cartografía que ayuda a ubicar en lugar y tiempo un estado de ánimo o un momento preciso en su vida. Motivos íntimos que, vistos a la distancia ofrecen, también, diversas lecturas sociopolíticas.

No hay nada accidental en el hecho de que el dibujo de Iana sea trabajado desde la belleza de la vista aérea, perspectiva característica de los planos arquitectónicos, de las fotografías satelitales, incluso de las herramientas de vigilancia originalmente utilizadas por el ejército.

¿Cómo se ocupa un espacio? ¿Quién o qué regula nuestro sentido de propiedad? ¿Nos pertenece un espacio al ocuparlo? ¿Es posible controlar el movimiento de los cuerpos con fronteras políticas? ¿Cómo se entiende el sistema de control y vigilancia bajo este contexto?

Cercana a la economía del regalo - sistema en el que los bienes se otorgan sin un acuerdo explícito de intercambio-, esta intervención se transforma en un obsequio para su visitante, una oportunidad de interactuar y apropiarse de la obra de arte de manera única: un banquete al que todos fuimos invitados.

Así que nadie puede faltar; nos vemos este viernes: habrá caldo de pescado, cerveza TJ y music.


EPHEMERAL, arte en muros, es un programa pensado como área de proyectos efímeros para artistas emergentes de las regiones de California y Baja California, el cual facilita la producción de expresiones de arte contemporáneo poco convencionales.